Menos limitaciones para escribir en Twitter

About-Best-Background-Image

Los usuarios de la red social del pajarito azul ya no tendrán que preocuparse porque no les alcanza el espacio para difundir mensajes que incluyan elementos adicionales al texto. Al parecer, Twitter tendría pensado dejar de contar las imágenes y los enlaces en el límite de 140 caracteres de cada tuit, para ceder más espacio al mensaje.

Aunque la compañía no ha comentado nada al respecto, varios portales en internet señalan que, según habría revelado una fuente cercana a la misma, el cambio podría llegar dentro de dos semanas, aproximadamente.  Incluir las imágenes y los enlaces en la cantidad de palabras, como todo tuitero sabe, reduce considerablemente el texto que podemos publicar en un mensaje a través de ese servicio.

Un enlace acortado automáticamente por Twitter implicaba restar 23 caracteres al mensaje. Pero de acuerdo con algunos críticos, los enlaces acortados en Twitter pierden casi todo su sentido, ya que su principal objetivo era precisamente evitar que un enlace original consuma demasiados caracteres. En campañas de social media en las que ese enlace acortado puede cambiar de dirección, o permite medir tráfico con algún servicio de URLs acortadas, puede seguir siendo útil.

Esto, junto con la noticia de que el servicio ha conseguido los derechos de retransmisión de un partido de la NFL, nos indica que Jack Dorsey, desarrollador de software y empresario estadounidense cofundador del servicio de microblogging, sigue trabajando para frenar el descenso de usuarios activos que provoca que el futuro de este espacio de mensajería sea cada vez más borroso.

Desde que fue lanzada en el 2006, la red, calificada como el SMS de internet, comenzó a ganar popularidad mundialmente, hasta el punto de llegar a contar con unos 500 millones de usuarios, y generar 65 millones de tuits al día, según datos de  Wikipedia. Sin embargo, se ha dicho que con los años su crecimiento se ha estancado.

En los últimos tres meses de 2015, se dio a conocer que Twitter perdió 2 millones de usuarios, lo que indujo a que sus acciones cayeran un 12% en el Nasdaq. Reportes publicados en prensa, daban cuenta de 305 millones de usuarios activos para esa misma fecha, lo que la pone en una posición nada ventajosa frente al movimiento que están teniendo otras redes sociales.

Facebook, por ejemplo, alberga nada más y nada menos que 1.600 millones de usuarios. Google, por su parte, tiene ocho productos con más de 1.000 millones de usuarios cada uno, es decir, que está por encima de los 8.000 millones de personas. Incluso, Instagram, que pasó a Twitter en septiembre de 2015, ha crecido a 400 millones de usuarios.

Dicen algunos analistas que Twitter sigue siendo un producto relativamente pequeño que no ha podido ser capaz de expandirse para lograr tener un éxito similar al de sus rivales. Una nueva administración, productos, diseños y herramientas no han sido suficientes para darle mayor impulso al negocio de la red social.

La compañía reconoce el problema, y ha estado realizando cambios para contrarrestarlo, pero está por verse cuanto impacto tendrán innovaciones como  el algoritmo que están probando, el cual pudiera cambiar el orden cronológico de sus actualizaciones, permitiéndole ser más atractivo para los usuarios casuales que no están obsesionados con mantenerse al tanto de los miles de tuits que son publicados en tiempo real.